Receta de limonada casera para los días de calor

Aún nos quedan muchos días de altas temperaturas que aguantar hasta que vaya llegando otro tiempo más suave, por eso y para que te refresques, te hidrates y disfrutes del verano con buen sabor, hoy traigo una receta de limonada casera. Fácil, rápida de hacer y ¡¡muy muy rica!!

limones para limonada

El post de hoy se lo debo a mi amigo Sergio, que me pasó su receta de limonada y no dudé en probarla, lo que pasa es que yo soy muy sensible a los sabores fuertes y su método me resultó un poco ácido para mi gusto. Por eso, tomé como base la suya y la tunee. Con esto quiero decir que para gustos, ¡colores! Y si cuando pruebes esta receta crees que le falta “chicha”, añade limones o deja alguno con piel y… ¡¡notarás el cambio!!

Ingredientes:

2 limones grandes

1 litro de agua fría

Dos cucharadas soperas de stevia

 

Elaboración:

1. Pelamos los dos limones

2. Los pasamos por la licuadora o la batidora

3. Añadimos el litro de agua fría

4. Sumamos la stevia y mezclamos. Si no te gusta la stevia, puedes probar con azúcar glass para que se disuelva bien. Yo utilicé stevia porque en casa no podemos tomar azúcar y su sabor, que recuerda al regaliz, nos gusta mucho.

5. Pasar la mezcla a una jarra donde también pondremos la piel de uno de los limones entera sin picar y unas hojas de menta.

6. ¡¡A disfrutarla bien fresquita!!

Receta de limonada casera

Como ves, se trata de una receta de limonada casera muy fácil de preparar que no debe faltar en tu frigorífico lo que queda de verano y que además puede convertirse en otra forma de mantenerte hidratado, sabiendo ya la importancia que tiene la hidratación de nuestro cuerpo para sentirnos mejor.

¿Te atreves a elaborar esta deliciosa limonada? ¡Cuéntame qué te ha parecido y los cambios que has hecho!

Sin comentarios

Deja un comentario

Tu email no será publicado